Desde hace unos años, las reglas del juego de nuestro gran amigo Google la marcan mayoritariamente sus dos mascotas, el Pingüino y el Panda. Estas mascotas atizan, y muy fuerte, si no cumplimos con las directrices que nos marcan.

En este caso quiero hablarte de Google Penguin, el algoritmo de Google lanzado en 2012 que, desde entonces, está causando más de un quebradero de cabeza a los propietarios de sitios web y a los SEOs del mundo.

Realmente, Google Penguin trata de fijar unas directrices para que Internet sea un lugar sin tanta basura y el odioso SPAM que tod@s hemos sufrido alguna vez.

¿Qué es Google Penguin?

Google Penguin, o el Pingüino para los amigos, es un algoritmo que persigue el enlazado externo de baja calidad. Hasta que Google lo lanzó, una de las prácticas más comunes para rankear era la manipulación excesiva del Page Rank.

Esto llevaba a prácticas de obtención masiva de enlaces desde cualquier sitio web, sin rigor ni criterio alguno. Seguramente has recibido comentarios SPAM en tu blog en una lengua que, probablemente, no sea la vuestra nativa.

Esta práctica, antaño, era muy muy muy frecuente y popular para darle un empujoncito en los rankings a los sitios web.

Con la aparición de Google Penguin, prácticamente toda la totalidad de sitios web que habían realizado prácticas de manipulación de enlaces fueron penalizados y cayeron en los abismos de Google para no ser encontrados nunca más.

Entonces, ¿Con Google Penguin ya no se puede hacer Link Building?

Lo que Google buscaba y busca con Google Penguin es cortar por lo sano ante prácticas abusivas como la que te contaba. Y, desde mi punto de vista, era bastante necesario, ya que incluso con el Pingüino hay mucha basura por ahí suelta en Internet, así que imaginaos antes.

Estas acciones no benefician para nada al SEO actualmente, siendo realmente perjudiciales a muy corto plazo. Una penalización de Google Penguin es una faena, así que procura no jugar con fuego.

Google quiere naturalidad y, por tanto, nuestro perfil de enlaces debe de serlo. Pero hay formas de simular esa “naturalidad” y que el Pingüino no nos castigue duramente.

Donde antes eran cientos de miles de enlaces diarios SPAM, ahora premia la calidad de esos enlaces, su geolocalización, el contenido donde se encuentra y un largo etcétera.

¡Huye del SPAM!

Hay que tener muy controlado los backlinks que tenemos para que la salud de nuestro perfil de enlaces sea óptima. Lo ideal es fijar una estrategia de Link Building y tratar de conseguir los enlaces en sitios afines a nuestro sitio web.

Prácticas como el Guest Posting son ideales para conseguir un enlace de calidad para tu sitio web. Si tienes un negocio, los directorios de empresas de calidad son una muy buena opción. ¡Pero huye de directorios claramente SPAM, ya que estos ya están fichados por Google!

También puedes tratar de aparecer en blogs de tu sector y periódicos. Aunque estos enlaces son bastante caros, la calidad de estos enlaces es espectacular.

En definitiva, no hagas muchas trampas, simula naturalidad, ni se te ocurra hacer SPAM en foros y comentarios en blogs, ni utilices el mismo Anchor Text en todos tus enlaces y todo debería irte la mar de bien 😀

[Total:1    Promedio:5/5]

Pin It on Pinterest

Share This